Continuamos repasando nuestras actividades durante las fiestas de San Isidro.
En esta ocasión, te traemos la visita que organizamos a Santo Domingo de Silos (Burgos) donde pasamos una jornada fantástica en su monasterio.
Nuestros amigos de Royston 🇬🇧 y Le Vésinet 🇫🇷 disfrutaron muchísimo con este lugar clave para la historia española. Acabamos maravillados por el canto gregoriano que pudimos escuchar en ese ambiente de paz y recogimiento, al que tan poco acostumbrados estamos. Pero además de alimentar el espíritu, degustamos las viandas de la tierra burgalesa… que son… ¡para no olvidar! Sin duda, ¡un día inolvidable para todos!

➡ Para tomar nota: Este monasterio, del que se tiene noticia por primera vez en el año 954 y que fue revitalizado por el monje Domingo Manso en 1041, fue creciendo bajo la influencia de los benedictinos a partir de1512. Después vino la desamortización de Mendizabal en 1835 y el fuego devastador en 1970 que destruyó parte de la zona que habitaban los monjes. Hoy en día, podemos disfrutar de su iglesia, farmacia, biblioteca y uno de las más maravillosos claustros que se puedan contemplar, donde todavía crece el famoso ciprés al que Gerardo Diego dedicó su archifamoso poema «Enhiesto surtidor de sombra y sueño que acongojas el cielo con tu lanza…»